Diputadas del congreso visitan los pisos tutelados de AISS

publicado en: AISS, Equipo de AISS, personalidades, salud mental | 0

 IMG-20180507-WA0019

Amparo Botejara diputada y  portavoz de Sanidad, Ángela Musat  técnica parlamentaria, Ana Villota Sanz Fundadora y Directora de AISS, Paula Cuesta Coordinadora de AISS y pacientes de AISS

Esta semana hemos contado con la presencia de Amparo Botejara, diputada, portavoz de sanidad y médico, y Ángela Musat, técnica parlamentaria dentro de la Comisión de Sanidad, Servicios Sociales y Consumo. Ambas querían conocer de primera mano cómo funcionamos en nuestra cotidianeidad mimetizándose en nuestro entorno profesional donde los usuarios han podido relatar de viva voz su experiencia.  

Ambas coinciden en que  las leyes se tienen que adecuar a las necesidades reales de las personas y para ello hay  que visitar los centros.

Desde el inicio de la visita, las representantes dejan patente su interés en descubrir la realidad no edulcorada, aquello que les preocupa y las necesidades reales de las personas con enfermedad mental. Apuntan que según la posición en la que se hayan, conocer personalmente el entorno es un factor fundamental para poder actuar de manera eficaz e inmediata. La verdadera política es la que no solo se hace en el Congreso, sino en las calles, con la verdad tangible entre los dedos.

No hay mejor manera de empatizar con el prójimo que hacerse consciente de lo que nos rodea, por ello les explicamos en qué consiste nuestra labor y los medios de los que disponemos. Disponemos de servicios de ayuda a domicilio, viajes supervisados y contamos con cuatros pisos tutelados, uno en el Barrio de Salamanca, en la calle Lagasca, y otro en el Barrio de Retiro, en la calle O’Donnell, y otros dos en el municipio de Alcorcón.

Processed with MOLDIV
Amparo Botejara, Ángela Musat y Ana Villota intercambiando impresiones sobre Salud Mental.

Las personas que los integran son usuarios con alguna enfermedad mental  en la que la autogestión va acompañada de un profesional especializado cuyo apoyo diario le proporciona las directrices y pautas adecuadas para llevar una vida ordenada. Se dispone tanto de actividades que proporcionan una  rutina configurada por tareas del hogar establecidas según la semana y características individuales de cada persona y, así, estimulando prácticas, como fomentando su ocio y tiempo libre.

La atención, por ende, es personalizada a las necesidades de cada usuario buscando generar una mayor autonomía progresiva. Sabemos que los grandes cambios son precedidos de pequeños movimientos, por ello repasamos labores básicas como los hábitos de higiene, el autocuidado personal, la toma de medicación, etc.. También cuentan con nosotros a la hora de acudir a las citas médicas y psiquiátricas. Logramos impulsar una relación de trabajo común entre profesionales y familiares de los usuarios creando un tándem en pro de una mayor calidad y precisión a la hora de seguir avanzando.

Navegar en la misma dirección conforma una unión indestructible. Para ello les hacemos conocedoras de nuestra lucha moral a favor de la desestigmatización de las enfermedades mentales en todos los ámbitos en los que un paciente vive a diario. Algo que debería ser aceptado con normalidad como un piso tutelado, a la hora de su gestación, en muchas ocasiones nos encontramos con la alarma social que suscita entre las comunidades.

Sabemos que el denominador común tiene base en el desconocimiento más absoluto. Y no lo juzgamos, pero sí pedimos que nuestros representantes se hagan eco de esta realidad para ir despojando el halo de miedo innecesario.

 

Tras las presentaciones pertinentes entre Amparo y Ángela con usuarios y el equipo profesional de AISS, se comparten de manera mutua las vivencias y exposiciones personales, charlas, chistes e incluso actuaciones musicales en directo. Como ocurre en todos los hogares, si tienes invitados es de recibo agasajarle con tus mejores obras y amenidades. Cuando no hay barreras emocionales, los  diálogos fluyen y se crea un ambiente libre de juicios y prejuicios. Una paciente cuenta su caso personal.

Processed with MOLDIV
Las diputadas compartiendo momentos con los pacientes y el equipo de AISS

 

En AISS amamos nuestro trabajo y no nos agotamos de repetir que queremos romper estigmas. Para ello necesitamos el respaldo de las diversas fuerzas políticas, la administración y el mundo empresarial que conforman nuestro país para dar a la comunidad de la salud mental el protagonismo que por antonomasia la sociedad ha restado. Nuestra directora, Ana Villota, acertadamente les expuso: “Queremos trasladar a la sociedad que no se puede centrar la mirada en el límite, sino en la capacidad, porque todos somos diferentes”. Amparo y Ángela comparten esta idea y añaden que la integración aporta a la sociedad riqueza.

 

Processed with MOLDIV
Mostrándoles libros de Salud Mental

Tal y como compartieron en su visita las diputadas, el cambio implica conocimiento sobre lo que quieres cambiar y desde AISS abrimos nuestras puertas para dar a conocer aquello que no nos cuentan investigaciones o noticieros.

Nos sentimos responsables y, si bien somos un equipo profesional y especializado, no podemos evitar sacar nuestro lado más humano y expresar todo lo bonito que hay en nuestra labor con las personas de esta asociación. Nuestro trabajo se centra en potenciar las capacidades individuales que tienen cada uno de nuestros pacientes y luchar siempre por un  entorno social que les permita llevar una vida normalizada.

Queremos agradecer a Amparo y Ángela el tiempo tan valioso y beneficioso que supone su visita a nuestros pisos tutelados. Sus ojos se convierten en nuestro altavoz. Estas iniciativas, además, generan efecto boomerang. Nos quedamos con su invitación de vuelta al Congreso. Nos encantará relatarles personalmente nuestras propuestas a favor de una sociedad más integradora.

IMG-20180508-WA0014

Amparo Botejara, Ángela Musat y Ana Villota atendiendo las explicaciones de los pacientes

 

Un paciente dedicando una canción a Amparo y Ángela.